ORDO - CALENDARIO LITÚRGICO

Domingo VIII después de Trinidad - Julio 26 de 2015

"Vienen a ustedes disfrazados de ovejas, pero por dentro son lobos feroces". 

(Mt. 7, 15b)

     “La verdadera caridad consiste en amar tanto a los amigos como a los enemigos, añade: "Si uno adolece de esta virtud, pierde todo bien que tiene, es privado del talento recibido y es arrojado fuera, a las tinieblas". Acojamos la invitación a la vigilancia, a la que tantas veces nos llaman las Escrituras! Es la actitud de quien sabe que el Señor volverá y querrá ver en nosotros los frutos de su amor. La caridad es el bien fundamental que nadie puede dejar de hacer fructificar y sin el cual todo otro don es vano. Si Jesús nos ha amado hasta el punto de dar su vida por nosotros, ¿cómo podríamos no amar a Dios con todas nuestras fuerzas y amarnos de verdadero corazón los unos a los otros? Sólo practicando la caridad, también nosotros podremos participar en la alegría del Señor. Que la Virgen María sea nuestra maestra de laboriosa y alegre vigilancia en el camino hacia el encuentro con Dios”. Obispo de Roma. Benedicto XVI.

     El Evangelio de hoy forma parte de las recomendaciones finales del Sermón de la Montaña. Los conflictos con los falsos profetas vienen desde el Antiguo Testamento, pero en tiempos de Jesús había profetas de todo tipo, debido a la cantidad de movimientos existentes: fariseos, esenios, zelotes, saduceos y otros. Y en los tiempos de Mateo, estos grupos se multiplican aún más. Por tanto, la misión de llevar la Buena Nueva del Evangelio no era tarea fácil. Los discípulos serán mansos corderos en medio de lobos rapaces. De ahí viene la advertencia al discernimiento. Deben estar alerta, pues también ellos van a ser tildados de falsos profetas, puesto que la verdad incomoda a los grupos religiosos dominantes. La comparación del árbol y sus frutos ayuda al discernimiento sobre el papel de la religión y el de sus consagrados que sirven en el mundo de hoy. – ¿Somos nosotros, nuestras familias, nuestras comunidades, nuestras Misiones, nuestra Iglesia, árboles sanos dispuestos a dar los frutos buenos del amor, la solidaridad, la justicia, la paz? Lo que hacemos, ¿es coherente con nuestra fe cristiana? ¿Cuáles son los árboles enfermos y los frutos podridos de nuestra sociedad hoy?.

Propósito
Consentiré sólo buenos pensamientos y deseos y desecharé todo lo que me aleje del amor de Dios.

Diálogo con Cristo

     "Jesús, quiero vivir siempre bajo tu cuidado exigente, pero amoroso. No puedo dar fruto viviendo mediocremente. Ayúdame a crecer en la generosidad, en la prontitud, en la autenticidad, que nunca consienta el egoísmo o doblez. Sé que esto es difícil, por eso te pido tu gracia, para rectificar hoy todo aquello que me aleja de Ti".

Leer más...

Búsquedas

Calendario de Eventos

Junio 2019
D L M X J V S
26 27 28 29 30 31 1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 1 2 3 4 5 6